Información

Cómo salvar el matrimonio (para mujeres)

Cómo salvar el matrimonio (para mujeres)

No es ningún secreto que las mujeres necesitan una familia en general más que los hombres. Las esposas casadas felices dan consejos sobre cómo crear una familia fuerte y mantener una relación con un ser querido.

Respeta a tu esposo. A menudo, las mujeres declaran que estarían listas para respetar a su cónyuge si se lo mereciera. De hecho, la segunda parte de la declaración es superflua aquí. Es importante que cualquier hombre sea respetado. Y la primera persona de quien espera tal actitud es su cónyuge. La idea de que primero se debe ganar ese respeto es una especie de trampa. Cualquier esposa sueña que su elegido toma decisiones excepcionalmente correctas, lo que se convertirá en la base del respeto. Pero vale la pena enfrentar la verdad, un hombre es una persona común que, como todos los demás, comete errores. Es esta persona que una vez elegiste estar con él toda tu vida. Le confiaste la gestión de la familia, por eso merece respeto. Debemos entender que la manifestación de tal actitud hacia un hombre, incluso si aún no lo merece, ya lo motivará a crear capital moral. No finjas que siempre toma la decisión correcta si realmente no lo es. Vale la pena discutir todos los desacuerdos, especificando sus reclamos. Pero esto debe hacerse sin acusar, sino debatir, respetar a la pareja.

Salva tu corazon. La expresión "es bueno donde no estamos" no siempre funciona. Una figura esbelta, un salario alto, un automóvil genial y una casa grande no garantizarán la felicidad de una mujer. Hay muchas personas y cosas en el mundo que constantemente anuncian que hay mejores opciones para una mujer. Pero esto no es cierto. En la vida de cada uno de nosotros siempre hay una lucha interna, queremos que la casa sea más grande y que el automóvil sea más caro. Pero las relaciones no se miden en cuadrados y dólares. Necesitamos protegernos de personas y cosas que afirman que un esposo no es la mejor opción, y que la vida con otra persona podría ser mejor. Siempre habrá alguien más fuerte, más brillante, más rico. Pero nunca estaremos satisfechos con aún más, si no aprendemos a apreciar lo que ya está aquí y ahora.

El orden correcto es Dios, esposo, hijos. Tal énfasis no es bienvenido por las mujeres, especialmente las madres de niños están en contra. Pero la fe siempre ha estado en primer lugar para muchas personas, Dios juega un papel decisivo para ellos en la vida. Y el esposo debe ser puesto delante de los hijos, a pesar de todas sus convicciones. Y vale la pena mantener ese acento hasta que esta persona solicite poner sus intereses por encima de los intereses de los niños. Antes del despegue, la azafata en el avión da instrucciones de seguridad. Entre otras cosas, se dice que primero debe ponerse una máscara de oxígeno en la madre y luego en el niño. ¿Esto significa que los niños no son tan importantes? ¡Realmente no! ¿Cómo puede una madre ayudar a su hijo si no puede respirar? La situación es similar en el matrimonio con la crianza de los hijos. Si su relación con su esposo se rompe, no podrá criar a su hijo con éxito y no lo intente. A su debido tiempo, los hijos mayores abandonarán la casa de su padre para cumplir su sueño. Y si durante todo este tiempo no fue posible llegar a un entendimiento mutuo con su esposo, entonces la mujer permanecerá prácticamente sola.

Adios Todos cometen errores, no hay personas perfectas. Si no cultivas el hábito de perdonar a tu esposo todos sus descuidos menores, entonces la irritación solo se acumulará dentro de la mujer. Cuando salpique, esta energía irá a destruir la relación.

Comunicar más Muchos se avergüenzan de hablar sobre sus sentimientos. A una mujer le parece que un hombre debe entender las razones de su ira de todos modos. Pero no funciona. Los hombres son completamente diferentes, no entienden y no sienten con qué vive una mujer. No dudes en hablar de ello, incluso si las palabras son difíciles. Recordatorio de sus sentimientos y franqueza beneficiará la relación.

Siente que estás en una cita con él. Los hombres, como las mujeres, son imposibles de comprender. Entonces, ¿por qué no dedicarse a este compromiso profundo? No dejes de estudiar a tu esposo. Y si no hay forma de hacerlo en un ambiente romántico, en una película o en un restaurante a la luz de las velas, entonces al menos solo pasa tiempo a solas con él. Esto es importante para las relaciones familiares. En esos momentos, no debe hablar sobre gastar dinero, sobre planes para mañana, sobre problemas cotidianos o sobre niños. El mejor tema es el futuro, ¿por qué no planean las vacaciones de sus sueños juntos? La pareja tiene la oportunidad de acercarse emocionalmente y aprender algo nuevo el uno del otro, esto sucede incluso después de varios años de matrimonio.

No lo amenace con el divorcio o la abstinencia. Aquellos que van a usar un arma de este tipo contra sus maridos deberían pensarlo dos veces. En primer lugar, amenazar con romper es muy injusto. Esas mujeres que destruyeron su matrimonio de esta manera, con el tiempo, se dieron cuenta de que no tenían nada de qué enorgullecerse. Pero enseñó que los golpes "debajo del cinturón" en la construcción de relaciones claramente no son los mejores ayudantes.

Aprende el lenguaje de su amor. Cada persona tiene su propio lenguaje de amor. Y la forma en que una mujer percibe el amor puede parecer muy diferente para un hombre. A algunas personas les gustan las confesiones verbales, mientras que a otras les gustan los pequeños obsequios. Pero cualquiera que sea el lenguaje de amor de un hombre, ciertamente debe ser aprendido y utilizado.

No hables mal de él. Este consejo solo parece simple, pero no es fácil cumplirlo. Una pareja que atraviesa tiempos difíciles y espera un consejo más efectivo necesita una visita a un psicólogo. A menudo, una mujer no tiene escasez de consejos de su familia, pero ¿qué tan objetivos son? Se guiarán por hechos unilaterales, queriendo ponerse del lado de la esposa y generar sentimientos negativos hacia el esposo. Y ese consejo no se detendrá hasta que la familia se separe. Vale la pena defender su imagen a los ojos de los demás, y por consejo recurrir a aquellos que son verdaderamente objetivos. Y lo peor para una mujer es que, en situaciones tan críticas, la persona más cercana, la madre, será la peor asesora.

Siempre elige el amor. En la vida familiar, inevitablemente llega un momento en que una mañana te das cuenta de que ya no estás enamorado. Y todavía tienes que elegir el amor. Sí, el esposo algún día no se verá tan atractivo como antes. Y aún necesitas elegir tu amor por él. Después de todo, el matrimonio es principalmente una obligación. En la boda, prometemos estar uno al lado del otro en la tristeza, la alegría, la salud y la enfermedad. Estas palabras sagradas provienen del corazón. Y no decimos "si de repente hay tristeza", sino que decimos "con pena y alegría". Ciertamente habrá momentos tristes en la vida, no hay escapatoria de esto. Y el amor debe elegirse de todo lo demás y material, porque vale la pena.

Ver el vídeo: Cómo Volver a Unir a la Pareja y Restaurar Matrimonio Cuando se Está Alejando Y Estás Mal en Pareja (Noviembre 2020).